2 eventos en vivo

Remesas a Latinoamérica aumentan en 2016, en medio de las promesas de muros

10 feb 2017
15h39
  • separator
  • comentarios

Las remesas a Latinoamérica aumentaron en 2016 un 8 % hasta los 70.000 millones de dólares en un contexto de incertidumbre por el discurso antiinmigrante del ahora presidente de EE.UU., Donald Trump, y pese a que el impacto económico positivo de la inmigración se siente con más fuerza en el país emisor.

Tres países de América Central (Guatemala, El Salvador y Honduras), con 15.627 millones de dólares; y México, con 26.962 millones, concentran el grueso de el destino de las remesas, que también tienen en la República Dominicana (5.364 millones) y Colombia (4.857 millones) importantes destinatarios.

Paraguay (21,8 %), Guatemala (13,9 %) y Ecuador (10,1 %) experimentaron los mayores incrementos en el envío de remesas, que responde a diversos factores, entre ellos la mejora económica en España o los avances en el envío de dinero por internet o desde el teléfono móvil.

Manuel Orozco, director del programa de remesas, migración y desarrollo del centro de estudios Diálogo Interamericano, destacó hoy en la presentación del informe cómo muchos inmigrantes comienzan a optar a métodos alejados de la banca tradicional.

"Eso es bastante impresionante, si tenemos en cuenta que hace diez años esa vía para transferencias era cero", apuntó Orozco en una rueda de prensa.

Un total de 23 millones de hogares en todo el subcontinente reciben remesas, con 16,6 millones de remesas procedentes de Estados Unidos.

El informe también destaca cómo la mejora de la situación económica en España, pese a ser moderada, ha contribuido a un aumento de las remesas destinadas a Paraguay, Ecuador o Colombia.

Orozco señaló que la inseguridad y la violencia siguen estando detrás del flujo de centroamericanos (especialmente de El Salvador, Guatemala y Honduras) a Estados Unidos, que el investigador y coordinador del informe calificó como el mayor éxodo migratorio del mundo, solo por detrás del provocado por la guerra civil siria.

"Unos 90.000 inmigrantes llegan desde Centroamérica a Estados Unidos, pero creemos que el número de los que lo intentan es de 300.000 (...) La inseguridad y la violencia los está empujando fuera de sus países", afirmó Orozco.

Pese a analizar tendencias de 2016, el aumento de las remesas se produjo en un momento de incertidumbre electoral en Estados Unidos, que podría acrecentarse aún más, impactando en la evolución de las remesas, con el inicio de la Presidencia de Donald Trump y sus medidas de restricción migratoria y construcción de un muro en la frontera sur.

Las remesas a México aumentaron en 2016 pese a que el número de migrantes se mantiene prácticamente inmóvil, debido a que más personas deciden enviar dólares a sus familiares en el país vecino, algo que se da con un peso mexicano devaluado por las dudas con respecto a las políticas de Trump.

Paul Bances, director de la firma de envío de dinero MoneyGram para Latinoamérica, señaló que la subida de la cuantía de las remesas se debe también al aumento de las destrezas profesionales de los nuevos inmigrantes, lo que les permite enviar más dinero a sus familias.

Pese a que los datos del informe de 2016 no consideran la llegada a la Casa Blanca de Trump el pasado enero, los analistas invitados a evaluar los datos apuntaron que la llegada del republicano a la Presidencia estadounidense tendrá un impacto en las tendencias de remesas.

"Lo que no estamos viendo es una incertidumbre a nivel de políticas que no se había visto nunca antes", consideró Sonia Plaza, economista del Banco Mundial.

"Podríamos ver un aumento de las remesas (en 2017) por el factor miedo, con más envío a México y América Central", opinó Óscar Chacón, director de Alianza Américas, especialmente tras las órdenes ejecutivas de Trump sobre el muro o para endurecer las entradas al país.

Chacón recordó que se debe luchar contra la idea de que los inmigrantes no aportan a la economía local al usar beneficios y enviar recursos en remesas.

"Solo entre el 13 al 15 % de los ingresos disponibles se envían en remesa, la mayoría se queda en el país. La inmigración añade valor a la economía estadounidense y no son un lastre", remarcó Chacón.

EFE en español EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.

compartir

comentar

  • comentarios
publicidad
publicidad